Insólito

Así la vida de reclusos en la cárcel más cómoda del mundo

En este centro penitenciario se les permite a violadores y asesinos ir a la playa, tomar el sol, estudiar y practicar algún deporte

La Isla de Bastoy, Noruega.- La cárcel más placentera del mundo: con 115 reclusos que cultivan la tierra, producen leña, van a la playa, esquían y cumplen sus condenas en su mayoría asesinos y violadores.

La prisión de Bastoy, fue premiada en el 2014 por "promover los valores humanos y la tolerancia". Está ubicada en una isla deshabilitada, mide aproximadamente 2.6 kilómetros cuadrados, y se encuentra en Noruega, a una hora del Oslo.

Foto: Getty Images

Esta paradisiaca prisión alberga a 115 reclusos, quienes viven en cabañas equipadas con televisión por cable, Bastoy es un controvertido experimento penitenciario del gobierno noruego, que busca crear un óptimo centro de readaptación.

En esta cárcel los condenados trabajan y tienen tiempo libre para pescar en el verano o esquiar en invierno. Pero nadie llega directamente a Bastoy.

Foto: Getty Images

A la cárcel considerada como la más cómoda del mundo llegan solo aquello que logran comprobar que pueden estar en un ambiente de poca seguridad y que quieren reintegrarse a la vida de manera positiva.

Bastoy era una correccional de menores muy famosa también, pero esta vez por sus normas draconianas, en el año de 1970 se cerró para dar lugar al proyecto de centro de penitenciaría humanitaria.

Foto: Getty Images

Hasta el año 1982 llegaron los primeros reclusos. Además había un chef, un sauna, animales para cabalgar y una cancha de tenis para los acusados.

"Esta prisión es distinta a cualquier otra que hayas visitado” advierte un guardia al reportero de el Daily Mail quien estaba en Bastoy para realizar un reportaje. 

Fuente:Infobae
Comentarios