Cornejo firmó la emergencia agropecuaria por los incendios

Alfredo Cornejo decretó este lunes la emergencia agropecuaria por los incendios que quemaron unas 120 mil hectáreas en campos de General Alvear y San Rafael. La medida extraordinaria rige por dos años, con la posibilidad de que el Ejecutivo extienda la declaración a otros departamentos y permita dar ayuda urgente a los ganadores del sur provincial.

Los siniestros comenzaron el 29 de diciembre y la magnitud de los mismos se complicó por los vientos. Así, se contabilizan alrededor de 120 mil hectáreas afectadas, mientras que los últimos reportes indican que aún se encuentran en fase activa los campos Maya, Olivares, Ávila (Los Fortines), Moya (San Cayetano), Fontana, Perdiguez, Maccarini y Sat y, en guardia de ceniza, los campos Arbeloa, Funes, La Lata y La Reforma.

La propagación de las llamas produjo daños totales en diversos campos de ambos departamentos sureños y, por sus características, logró extenderse rápidamente hacia el Norte, cruzando el río Diamante en al menos tres sectores y la Ruta Nacional Nº 146.

Ante este panorama, el gobernador decidió extender los beneficios de Ley N° 4304 a los damnificados, debido a la necesidad de otorgar urgente asistencia en lo que se refiere a la actividad ganadera de secano.

El período que abarca la declaración es diciembre 2017 a julio 2019, que es el tiempo en que se estima que se podría recomponer naturalmente la flora nativa y, por consiguiente, se restituirá la capacidad productiva de los campos para el desarrollo de la actividad ganadera.

En el artículo tercero del decreto, queda de manifiesto que el Poder Ejecutivo podrá modificar o ampliar a otros departamentos la declaración de emergencia conforme a los informes que emita la Dirección Provincial de Ganadería.
Comentarios