No para de temblar en Chile: hubo más de 8.000 sismos durante 2017

Según el Centro Sismológico Nacional , aumentó la cantidad de terremotos. 'Es uno de los países más sísmicos del planeta', advierten

Un total de 8.094 sismos sacudieron al territorio chileno durante 2017, según el Centro Sismológico Nacional de la Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas de la Universidad de Chile

La cifra incluye los movimientos percibidos (352) como los no percibidos (7.742); es decir, aquellos que fueron reportados por el Centro de Alerta Temprana de la Onemi (CAT-Onemi) y aquellos que no corresponden a esta categoría

Se considera que para todo el país el umbral de detección (o magnitud mínima) es alrededor de 3, siendo un poco menor -debido al mayor número de estaciones- en las Regiones de Arica y Parinacota, Tarapacá, Antofagasta -en el extremo norte- y Metropolitana

Según el organismo, el número de sismos en Chile ha ido en aumento en los últimos años, luego que en 2017 experimentara un crecimiento de 26% respecto a 2016 (6.437 eventos) y de un 25% en relación a 2015 (6.499 eventos)

No obstante, aclararon que el incremento se debe fundamentalmente a dos factores: una mayor cobertura instrumental (con más estaciones instaladas, lo que permite detectar y localizar sismos de menor magnitud) y a los dos grandes terremotos de los últimos años: Illapel en 2015 y Chiloé en 2016, además de la secuencia frente a las costas de Valparaíso en abril de 2017

"Chile es uno de los países más sísmicos del planeta y esta cifra anual es principalmente el resultado del robustecimiento de nuestra red de monitoreo, lo que nos permite detectar y observar un espectro de actividad sísmica mucho más amplio, y con mayor detalle, en comparación con los años anteriores", explicó el director del Centro Sismológico Nacional, Sergio Barrientos

Describió que por cada sismo de magnitud 7, hay aproximadamente 10 eventos de magnitud 6, 100 de magnitud 5 y así sucesivamente

Asimismo, la red de posicionamiento satelital (Sistema Global de Navegación Satelital, GNSS) ha permitido detectar no solamente los desplazamientos que se generan prácticamente de manera instantánea durante los terremotos, sino también movimientos lentos asociados al proceso de generación de éstos

No obstante el mejoramiento que ha habido en inversión en tecnología, no es posible descifrar cuál es la región del país con más movimientos telúricos. Barrientos mencionó que "Japón tiene más de 4.000 estaciones de monitoreo, mientras que en Chile contamos sólo con un centenar"

Cada estación se compone de sensores y sistemas de adquisición de movimiento del suelo en desplazamiento (GNSS), velocidad (sismómetros banda ancha) y aceleración (acelerómetros).Chile ostenta el terremoto más grande de la historia de 9,5 grados Richter que sacudió en mayo de 1960 a la ciudad de Valdivia. En febrero de 2010, sufrió una catástrofe similar en la zona central que alcanzó los 8,8 grados Richter, ubicándose entre los cinco fenómenos más fuertes en el mundo.
Comentarios